Tipos de ERE | ¿Qué tipos de ERE hay y en qué se diferencian?
Tipos de ERE | ¿Qué tipos de ERE hay y en qué se diferencian?

Tipos de ERE | ¿Qué tipos de ERE hay y en qué se diferencian?

  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

Ziclope siempre busca la forma de ayudar a tu negocio: bien sea a través de nuestros software de facturación y gestión para empresas o bien a través de la información que te ofrecemos en nuestro blog. Es por ello que a continuación te queremos hablar de los tipos de ERE que existen, así como de las principales diferencias que existen entre ellos.

Qué es un ERE

Hablaremos, antes de hablar de los tipos de ERE que existen, de la definición de este concepto. En primer lugar, hay que dejar claro que el término proviene de las siglas de Expediente de Regulación de Empleo. Se trata de un proceso por el cual las empresas que se encuentran en una delicada situación financiera pueden reducir su plantilla o la jornada de trabajo de la misma con la intención de reducir sus gastos.

Tipos de ERE

A continuación hablaremos de los tipos de ERE que existen así como de las características y diferencias de cada uno y entre ellos.

ERE de reducción

Se trata de un tipo de ERE por el cual la empresa reduce la jornada de trabajo de una serie de trabajadores de su plantilla que se ven, en consecuencia, afectados por dicha reducción. No se trata, por lo tanto, de un proceso irreversible o definitivo, ya que lo que se hace es una reestructuración de las jornadas de la plantilla. 

ERE de suspensión

Entre los tipos de ERE que existen, el de suspensión es aquel en el que se suspende temporalmente la relación laboral de la empresa con cierto número de trabajadores. Tal y como indica la propia definición del concepto, se trata  de un ERE que no es definitivo, sino temporal y que dura concretamente el tiempo por el que los trabajadores son suspendidos de su actividad dentro de la empresa.

ERE de extinción

Es el único entre los tipos de ERE que resulta definitivo. La razón está en que supone el despido o cese de la relación laboral definitiva de la empresa con algunos de sus trabajadores. Se trata, en efecto, de un despido colectivo que, por lo mismo, tiene carácter irreversible.

¿Qué condiciones son necesarias para presentar un ERE de extinción?

Tal y como hemos dicho, el ERE de extinción supone el cese definitivo de la relación laboral entre la empresa y los trabajadores. Por esa razón, es necesario que se den ciertas condiciones para poder efectuarlo. Podemos catalogar como ERE de extinción el despido de trabajadores en un periodo de 90 días en el caso de que se vean afectados según los siguientes números:

1.- Al menos 10 trabajadores si la empresa cuenta con una plantilla de menos de 100.

2.- Un 10% de trabajadores si la empresa cuenta con entre 100 y 300 trabajadores.

3.- 30 trabajadores si la empresa tiene más de 300 trabajadores.

Estos son los tipos de ERE que existen y las diferentes formas en las que pueden afectar a la plantilla. Si tienes un negocio, te recomendamos que eches un vistazo a nuestro software de facturación para ayudarte a mejorar la eficiencia en la gestión de tus facturas o nuestro software de control horario para establecer el control de las jornadas laborales de tus trabajadores. Todos nuestros software operan de forma totalmente intuitiva y, por supuesto, en la nube.