La factura es un documento mercantil que refleja toda la información de una operación de compraventa. La información fundamental que aparece en una factura debe reflejar la entrega de un producto o la provisión de un servicio, junto a la fecha.

Las facturas pueden ser de varios tipos, aunque los más frecuentes son los siguientes:

Factura ordinaria

Las facturas ordinarias documentan la entrega de productos o la provisión de servicios, junto con los impuestos aplicables y los precios, contienen todos los datos que requiere la normativa. es decir los diferentes datos del producto justificando cada uno con un precio y demás características.

Factura simplificada

Las facturas simplificadas documentan la entrega de productos o provisión de servicios y contienen un número reducido de datos, prescindiendo de los que identifican al comprador (tickets o recibos), aunque si el comprador desea ejercer el derecho a la deducción de IVA, sí que pueden incorporarlo. Sólo se permiten en determinados casos y para importes reducidos.

Factura rectificativa

Las facturas rectificativas documentan correcciones de una o más facturas anteriores, o bien devoluciones de productos, envases y embalajes o comisiones por volumen.

Las condiciones que debe cumplir una factura están reguladas por la normativa española (Real Decreto 1619/2012,1 de 30 de noviembre, por el que se aprueba el Reglamento por el que se regulan las obligaciones de facturación) y de la Unión Europea (reglamento 2454/93). Las facturas y sus copias deben tener los siguientes datos:

  1. Número y serie de la factura: la numeración debe ser correlativa, aunque pueden establecerse series distintas.
  2. Lugar y fecha de emisión de la factura.
  3. Nombre y apellidos o razón social y número de identificación fiscal (NIF) del proveedor.
  4. Nombre y apellidos o razón social y número de identificación fiscal (NIF) del comprador.
  5. Descripción de la operación de compraventa: denominación detallada y cantidad de la mercancía.
  6. Precio unitario e importe total de la operación o contraprestación; deben constar en la factura los gastos de embalaje, transporte e intereses de pagos aplazados complementarios a la operación principal.
  7. Tipo tributario y cuota (o sea, tipo de IVA aplicado, RE, IRPF,..).
  8. Sello de la entidad vendedora como que ese documento es original y válido, en caso de que el documento sea copia, pondrá COPIA DE FACTURA.
  9. En las facturas de operaciones internacionales, debe figurar el incoterm o término de entrega que se aplica.